Su carrito está vacío

Reseñas :
Vídeo del día

Nick Cave, al desnudo

Por Marc Zisman |

Con “Idiot Prayer”, el cantante australiano firma un magnífico directo, a solas con su piano…

Está ya muy lejos para Nick Cave su época de animal radical del rock’n’roll, cuando era una especie de animador punk habitado por los fantasmas de los grandes del pasado, Elvis Presley, Johnny Cash o Howlin’ Wolf... El paso de los años ha pulido los ángulos; el australiano sumergió su pluma en otros tinteros, y la muerte le robó un hijo de 15 años… Con Skeleton Tree (2016) y Ghosteen (2019), el arte del líder de Bad Seeds se transformó en un camino caso místico. La creación durante el duelo, por el duelo y gracias al duelo siempre ha sido parte de la historia humana y estos dos álbumes fueron un conmovedor recordatorio.

Publicado en otoño de 2020, Idiot Prayer mantiene un pie en la solemnidad de la forma, pero no en el fondo. Voluntariamente, por supuesto, pero principalmente por la pandemia que está sacudiendo el año 2020. Nick Cave está aquí solo, sin sus Bad Seeds ni su público, a solas frente a su piano, en el salón londinense del Alexandra Palace. Una actuación transmitida en directo por internet el 23 de julio de 2020. Para este ejercicio inédito, Cave construyó un repertorio que va más allá del de sus sus dos últimos álbumes (de los cuales sólo recoge tres canciones), para recuperar temas de los viejos discos de Bad Seeds (Stranger Than Kindness, The Ship Song, Black Hair, (Are You) the One That I’ve Been Waiting For, The Mercy Seat...) y de su otra banda, Grinderman (Man in the Moon, Palaces of Montezuma...). Sólo desliza una nueva composición, Euthanasia, un himno melancólico sobre la pérdida...

 

 

En el grandioso edificio victoriano del siglo XIX en el que se realizó la grabación, resuena con grandeza su más que perfecta voz, envolviendo poemas surrealistas o concretos. Nick Cave aquí se parece al personaje de Robert Mitchum en La noche del cazador, que hace que sus propias manos se enfrenten entre sí, con las palabras tatudadas AMOR y ODIO. Mezclando canciones de amor, murder ballads y himnos torturados, el crooner australiano ofrece una visita guiada a su trabajo en un hermoso escenario. Y gracias a esta privación instrumental que lleva su voz a la cima (rara vez ha cantado tan bien), la fuerza de sus viejas canciones es como si se multiplicara por diez. Grandioso. © Marc Zisman/Qobuz

 



ESCUCHE "IDIOT PRAYER" DE NICK CAVE EN QOBUZ


Para seguir todo lo que sucede en Qobuz, únete a nuestra página de Facebook!


Para descubrir más en torno al artículo