Los álbumes

19,49 €
13,99 €

Jazz vocal - Publicado el 29 de junio de 2018 | Blue Note

Hi-Res Premios 4F de Télérama
A veces venir de ámbitos distintos ayuda a entenderse mejor y, por ejemplo, a cocinar un plato con los mejores ingredientes de cada casa… Como prueba, el presente encuentro entre una idolatrada reina del country alternativo y un viejo y respetado virtuoso del jazz moderno: Lucinda Williams y Charles Lloyd, pareja de hecho respaldada por una espléndida nómina de músicos donde coinciden el guitarrista Bill Frisell, el maestro del steel pedal Greg Leisz, el bajista Reuben Rogers y el batería Eric Harland… Cada parte del dúo hizo, en el pasado, su propia revolución musical. Aquí, el tándem homenajea cierta idea de América recurriendo a un repertorio de lo más variado, a un menú no poco heterogéneo que mezcla jazz, blues, country y rock’n’roll; diez grandes temas, cinco de ellos cantados por Lucinda. Y es que en Vanished Gardens hay momentos para recordar a Jimi Hendrix (Angel), Thelonious Monk (Monk’s Mood) o Roberta Flack (Ballad of The Sad Young Men), incluyendo igualmente piezas originales de ambos artistas (tres de Charles Lloyd, cuatro de Lucinda Williams). El resultado es un álbum tan elegante como profundo, la obra de dos autores/intérpretes que han sabido digerir inteligentemente varias décadas de música norteamericana. © Marc Zisman/Qobuz
14,99 €

Jazz vocal - Publicado el 27 de junio de 2018 | M.Z.Records

15,49 €21,49 €
10,99 €14,99 €

Jazz vocal - Publicado el 27 de abril de 2018 | ECM

Hi-Res Libreto Premios Indispensable JAZZ NEWS
Tras dos discos al frente de un cuarteto que podría más o menos catalogarse de jazz, Elina Duni entrega ahora, con su nombre como único reclamo, una colección de canciones que hablan tanto del amor como del desafecto y el alejamiento. Grabado en los estudios La Buissone, en el sur de Francia en julio de 2017, con dirección artística de Manfred Eicher, factótum de ECM, este Partir es sin duda su trabajo más personal. Y también el más intimista. Enteramente concebido e interpretado por ella, la cantante nacida en Tirana toca aquí el piano, la guitarra y diferentes percusiones para ofrecernos una serie de composiciones que beben en diversas fuentes, del folclore a la música pop: aires tradicionales de Albania, Kosovo, Armenia, Macedonia, Suiza o de la tradición árabe-andalusí, entregando igualmente felices relecturas de Je ne sais pas de Jacques Brel, de Meu Amor de Alain Oulman o de Amara Terra Mia de Domenico Modugno, o algún tema propio como Let Us Dive In. Con tal de resaltar su expresividad vocal, la artista ha optado con buen criterio por unos arreglos despojados y esenciales. De esa manera su canto se convierte en exquisito hilo conductor del ecléctico repertorio propuesto. Y su voz brilla con especial fulgor, especialmente cuando canta al dolor por vía de su particular fado balcánico, un nuevo blues de tonalidades europeas en la estela de Billie Holiday, la mayor auscultadora de las desarmonías sentimentales, de la que Duni se confiesa fanática. Y lo cierto es que uno acaba la escucha de este álbum casi conmocionado por su belleza, radiante por encima de todo, sin duda su mejor obra hasta la fecha… © Marc Zisman/Qobuz
18,99 €
15,99 €

Jazz vocal - Publicado el 27 de abril de 2018 | Legacy Recordings

Hi-Res
¡Esto es un no parar! ¡You’re Driving Me Crazy es el tercer disco editado por Van Morrison en seis meses! En esta ocasión el viejo bardo irlandés ha embarcado en la aventura a Joey DeFrancesco, todo un as del órgano jazz. Otro disco en estudio, el número 39 de su discografía, donde Van The Man ha querido abarcar un extenso repertorio de standards jazzísticos y bluseros, entre otros Miss Otis Regrets, The Things I Used To Do o Every Day I Have The Blues, ofreciendo también composiciones propias como Have I Told You Lately, The Way Young Lovers Do y Magic Time. Junto al guitarrista Dan Wilson, el batería Michael Ode y el saxofonista Troy Roberts, Morrison y DeFrancesco se entregan a un desempeño interpretativo tan cálido como la mejor buena velada entre amigos frente a la chimenea. Por otra parte, conseguir que tiemblen hasta las paredes solo está al alcance de unos músicos como la copa de un pino… © Max Dembo/Qobuz
13,99 €

Jazz vocal - Publicado el 27 de abril de 2018 | ECM

Libreto
Tras dos discos al frente de un cuarteto que podría más o menos catalogarse de jazz, Elina Duni entrega ahora, con su nombre como único reclamo, una colección de canciones que hablan tanto del amor como del desafecto y el alejamiento. Grabado en los estudios La Buissone, en el sur de Francia en julio de 2017, con dirección artística de Manfred Eicher, factótum de ECM, este Partir es sin duda su trabajo más personal. Y también el más intimista. Enteramente concebido e interpretado por ella, la cantante nacida en Tirana toca aquí el piano, la guitarra y diferentes percusiones para ofrecernos una serie de composiciones que beben en diversas fuentes, del folclore a la música pop: aires tradicionales de Albania, Kosovo, Armenia, Macedonia, Suiza o de la tradición árabe-andalusí, entregando igualmente felices relecturas de Je ne sais pas de Jacques Brel, de Meu Amor de Alain Oulman o de Amara Terra Mia de Domenico Modugno, o algún tema propio como Let Us Dive In. Con tal de resaltar su expresividad vocal, la artista ha optado con buen criterio por unos arreglos despojados y esenciales. De esa manera su canto se convierte en exquisito hilo conductor del ecléctico repertorio propuesto. Y su voz brilla con especial fulgor, especialmente cuando canta al dolor por vía de su particular fado balcánico, un nuevo blues de tonalidades europeas en la estela de Billie Holiday, la mayor auscultadora de las desarmonías sentimentales, de la que Duni se confiesa fanática. Y lo cierto es que uno acaba la escucha de este álbum casi conmocionado por su belleza, radiante por encima de todo, sin duda su mejor obra hasta la fecha… © Marc Zisman/Qobuz
14,99 €

Jazz vocal - Publicado el 14 de abril de 2018 | Ideal Music

17,99 €
13,49 €

Jazz vocal - Publicado el 13 de abril de 2018 | MPS

Hi-Res
13,00 €

Jazz vocal - Publicado el 6 de abril de 2018 | ODIN

Premios 4F de Télérama
14,49 €
12,49 €

Jazz vocal - Publicado el 30 de marzo de 2018 | BMG

Hi-Res
Durante los años 70 y, sobre todo, los 80, Manhattan Transfer llegaría a lo más alto de los charts gracias a su especial y ligera aleación de jazz vocal, doo-wop y music-hall. Pero tras la muerte en 2014 de su líder, Tim Hauser, a consecuencia de una crisis cardiaca, nadie daba un duro por su continuidad. Y sin embargo The Junction demuestra que la llama sigue más viva que nunca, más que nada por la entrada de Trist Curless (sorprendente reemplazo de Hauser), pero también porque el virtuosismo de Cheryl Bentyne, Janis Siegel y Alan Paul permanece intacto. Nueve años después del notable The Chick Corea Songbook, Manhattan Transfer ofrece aquí un programa de lo más ecléctico, que mezcla composiciones originales y versiones para configurar un selecto repertorio (US3/Herbie Hancock, Rickie Lee Jones, XTC). Y The Junction da la impresión de ser tanto un soberbio homenaje a Tim Hauser como el anuncio de un nuevo comienzo. © Clotilde Maréchal/Qobuz
12,49 €

Jazz vocal - Publicado el 30 de marzo de 2018 | BMG

Durante los años 70 y, sobre todo, los 80, Manhattan Transfer llegaría a lo más alto de los charts gracias a su especial y ligera aleación de jazz vocal, doo-wop y music-hall. Pero tras la muerte en 2014 de su líder, Tim Hauser, a consecuencia de una crisis cardiaca, nadie daba un duro por su continuidad. Y sin embargo The Junction demuestra que la llama sigue más viva que nunca, más que nada por la entrada de Trist Curless (sorprendente reemplazo de Hauser), pero también porque el virtuosismo de Cheryl Bentyne, Janis Siegel y Alan Paul permanece intacto. Nueve años después del notable The Chick Corea Songbook, Manhattan Transfer ofrece aquí un programa de lo más ecléctico, que mezcla composiciones originales y versiones para configurar un selecto repertorio (US3/Herbie Hancock, Rickie Lee Jones, XTC). Y The Junction da la impresión de ser tanto un soberbio homenaje a Tim Hauser como el anuncio de un nuevo comienzo. © Clotilde Maréchal/Qobuz
10,79 €

Jazz vocal - Publicado el 28 de marzo de 2018 | PON-Music

18,99 €
15,99 €

Jazz vocal - Publicado el 23 de marzo de 2018 | Okeh - Sony Masterworks

Hi-Res
¿Se habrá convertido Kurt Elling, a la chita callando, en el mejor vocalista de jazz de su generación? La idea de que estas cosas puedan medirse, como si se tratara de una competición, resulta por supuesto bastante grotesca, por no decir estúpida, pero habrá que reconocer que disco a disco este artista de Chicago mantiene un nivel enormemente alto. En 2015, con Passion World, Elling revisitaba Nicht Wandle, Mein Licht, pasaje de los Liebeslieder de Brahms, pero también temas de U2, Pat Metheny o Björk, ¡sin olvidar La Vie en rose e incluso un poema de James Joyce! En este decimoprimer álbum, impresionantemente ecléctico, sustituye sus características acrobacias vocales por un estilo más lánguido y sensual, que nos sirve con la mayor elegancia y sofisticación. Sus registros en extremo variados, así como la belleza y fuerza de su timbre, son de nuevo ingredientes de este magnífico festín lleno de versiones. En The Questions Kurt Elling se acerca a gente como Paul Simon, Bob Dylan, Peter Gabriel, Jaco Pastorius, Leonard Bernstein, Carla Bley, Johnny Mercer y muchos más. Producido por el saxofonista Branford Marsalis, este decimosegundo trabajo cuenta con la participación del pianista Joey Calderazzo, el baterista Jeff ‘Tain’ Watts, el guitarrista John McLean, el organista Stu Mindeman, el trompetista Marquis Hill y el bajista Clark Sommers. Un hermoso listado de virtuosos al servicio de un cantante que se distingue de los demás gracias a su estilo y a la rotundidad de su voz, incluso cuando versionea standards tan conocidos como Skylark. Clase, mucha clase, la de alguien a punto de convertirse en clásico. © Max Dembo/Qobuz
18,99 €
15,99 €

Jazz vocal - Publicado el 2 de marzo de 2018 | Okeh

Hi-Res Libreto
Tras su bonito homenaje a Nat King Cole, el más francés de los cantantes británicos ha volado a Nueva Orleans para grabar sus nuevas composiciones con sus habituales compañeros de viaje, a los que se suman una brass band local y el estupendo guitarrista Freddy Koella, coautor de Who’s Happy?. Percusiones bailables, metales atiborrados de soul y guitarras a medio camino entre el blues y el jazz; nada falta en este fiestón groovy de acentos ocasionalmente nostálgicos y sosegados, a la que Hugh Coltman insufla su toque intransferible y personal. En ello reside el punto fuerte de un disco respetuoso con la tradición, que es abordada, no obstante, desde concepciones innegablemente contemporáneas. A destacar la participación de Melissa Laveaux en Hand Me Downs. © Clotilde Maréchal/Qobuz
13,99 €

Jazz vocal - Publicado el 14 de marzo de 1961 | Verve

21,49 €
14,99 €

Jazz vocal - Publicado el 16 de febrero de 2018 | ECM

Hi-Res Libreto
Norma Winstone ha encontrado en el sello ECM su refugio soñado, su guarida ideal, el lugar que le estaba destinado… En el seno de Azimuth, el trío que formara entre 1977 y 2000 con el trompetista Kenny Wheeler y el pianista John Taylor, su marido, o bien en solitario, la británica nunca ha cantado jazz como las demás. Y el singular timbre de Norma Winstone se proyecta ahora a la gran pantalla. A la del cine de Scorsese (Taxi Driver), Godard (Vivir su vida), Wenders (Historias de Lisboa), Jewison (El caso de Thomas Crown ), Zeffirelli (Romeo y Julieta), De Sica (Ayer, hoy y mañana) y unos cuantos más. Pues en este Descansado, que dedica a sus fallecidos colegas John y Kenny, ha optado por un repertorio constituido por partituras de compositores como Bernard Herrmann, Michel Legrand, Ennio Morricone, Nino Rota o William Walton. A partir de unos depurados y bastante originales arreglos, firmados por el saxofonista y clarinetista alemán Klaus Gesing y por el pianista italiano Glauco Venier, se apropia por completo de estas piezas que a duras penas cabía imaginar en tal contexto jazzístico, de aliento casi camerístico. El percusionista noruego Helge Andreas Norbakken y el violonchelista italiano Mario Brunello completan una formación caracterizada por su buen gusto y capaz de proporcionar a esta música una iluminación difusa completamente fascinante. © Marc Zisman/Qobuz
14,99 €

Jazz vocal - Publicado el 16 de febrero de 2018 | ECM

Libreto
Norma Winstone ha encontrado en el sello ECM su refugio soñado, su guarida ideal, el lugar que le estaba destinado… En el seno de Azimuth, el trío que formara entre 1977 y 2000 con el trompetista Kenny Wheeler y el pianista John Taylor, su marido, o bien en solitario, la británica nunca ha cantado jazz como las demás. Y el singular timbre de Norma Winstone se proyecta ahora a la gran pantalla. A la del cine de Scorsese (Taxi Driver), Godard (Vivir su vida), Wenders (Historias de Lisboa), Jewison (El caso de Thomas Crown ), Zeffirelli (Romeo y Julieta), De Sica (Ayer, hoy y mañana) y unos cuantos más. Pues en este Descansado, que dedica a sus fallecidos colegas John y Kenny, ha optado por un repertorio constituido por partituras de compositores como Bernard Herrmann, Michel Legrand, Ennio Morricone, Nino Rota o William Walton. A partir de unos depurados y bastante originales arreglos, firmados por el saxofonista y clarinetista alemán Klaus Gesing y por el pianista italiano Glauco Venier, se apropia por completo de estas piezas que a duras penas cabía imaginar en tal contexto jazzístico, de aliento casi camerístico. El percusionista noruego Helge Andreas Norbakken y el violonchelista italiano Mario Brunello completan una formación caracterizada por su buen gusto y capaz de proporcionar a esta música una iluminación difusa completamente fascinante. © Marc Zisman/Qobuz
19,49 €
13,99 €

Jazz vocal - Publicado el 9 de febrero de 2018 | Decca (UMO)

Hi-Res
Con cuatro álbumes, Worrisome Heart (2008), My One And Only Thrill (2009), The Absence (20125) y Currency Of Man (2015), Melody Gardot ha logrado colarse entre Diana Krall y Norah Jones para hacerse un sitio en el restringido club de vocalistas «un poco jazz pero no demasiado», esa élite de ensueño tan popular en la década de los 50, gracias principalmente a la singularidad de su muy sensual voz. Una voz cuyas cualidades no han dejado de fulgurar en escenarios de todo el mundo, a los que no deja de volver. Son muchos los que se apresuran a grabar su primer disco en directo. Pero no suelen tener en cuenta que tales álbumes raras veces alcanzan estatuto de imprescindibles. A menudo les falta ese algo intangible que solo los espectadores del concierto pueden congratularse de haber disfrutado… Pero este Live In Europe de Melody Gardot conserva, precisamente, ese «algo inmaterial»… Sin duda, la norteamericana se lo ha trabajado a fondo (¡al parecer ha escuchado más de 300 tomas antes de seleccionarlas!), con vistas a eludir el típico y engañoso best of. «Alguien me dijo un día: «no mires atrás porque querrás dar media vuelta», explica. Y es cierto, pero si a veces no se mira atrás no entenderemos que el tiempo está siempre a punto de atraparnos. De vez en cuando debemos echarle una ojeada al retrovisor con tal de corregir nuestra trayectoria. Este disco es exactamente eso, el retrovisor de un Corvette de 1963, una postal de nuestras giras por Europa. Hemos pasado gran parte del tiempo en el camino durante los últimos años, un viaje que hemos aprovechado no solo para ver países y cambiar de aires sino también para intentar, en la medida de lo posible, liberarnos de las reglas y crear música excitante. Por eso hacía años que soñaba con sacar un álbum en directo como este.» Y ese anhelo se advierte constantemente al escuchar este disco que reúne temas grabados en París, Viena, Bergen, Amsterdam, Fráncfort, Barcelona, Lisboa, Zúrich y Londres. Y que incluye exitazos como Baby I'm A Fool y My One And Only Thrill, o el standard Over The Rainbow, canciones que Melody Gardot ilumina aquí de otro modo gracias a unas interpretaciones caracterizadas por unas mayores cotas de libertad. Para arroparla en este emocionante periplo introspectivo ha contado con sus impecables músicos, siempre discretos, siempre esenciales. El baterista Charles Staab, el saxofonista Irwin Hall y el bajista Sami Minaie tienen ya ajustado el diapasón a su voz, a manera de sutil escolta que la acompaña hasta la última nota. A destacar, para finalizar, esa portada que hará correr por supuesto ríos de tinta. O tal vez no. © MD/Qobuz
19,49 €
13,99 €

Jazz vocal - Publicado el 1 de diciembre de 2017 | Exile

Hi-Res
Van Morrison nunca ha tenido que elegir entre el rock, el blues, el rhythm&blues, el soul y el jazz, puesto que ha sabido crear un género propio, el vanmorrisonismo, una elegante combinación de rock, blues, soul y jazz… Pero a veces el septuagenario león de Belfast prefiere decantarse un tanto, eventualmente, por uno de esos géneros. Es lo que sucede en Versatile, donde el tono resulta decididamente jazzístico. Solo tres meses después del lanzamiento de Roll With The Punches, en el que versioneaba maravillas del soul y el blues firmadas por Sam Cooke, Bo Diddley o Little Walter, ha decidido revisitar algunos standards ya legendarios del sello Blue Note. Un regreso a las fuentes que lleva a Van The Man a cantar temas de los hermanos Gershwin (A Foggy Day y They Can't Take That Away From Me), Cole Porter (I Get A Kick Out Of You) y clásicos imperecederos como Let's Get Lost (popularizado por Chet Baker), Bye Bye Blackbird, Makin' Whoopee, The Party's Over, Unchained Melody (popularizado el pasado siglo por los Righteous Brothers) o I Left My Heart In San Francisco, uno de los mayores éxitos de Tony Bennett. Un álbum en estudio, el número 38 de su carrera, que el maestro del soul blanco aborda con distanciado sosiego. Su voz de crooner no es la que era, desde luego, hace cuatro o cinco décadas pero no deja de demostrarse segura e incluso incisiva a cada frase. El oyente no encontrará aquí nada especialmente revolucionario, capaz de competir con obras maestras de la categoría de Astral Weeks, Moondance o Veedon Fleece, pero, eso sí, disfrutará no poco. Lo cual, ciertamente, ya es muchísimo… © MD/Qobuz
19,49 €
13,99 €

Jazz vocal - Publicado el 1 de diciembre de 2017 | Verve Reissues

Hi-Res
Los auténticos fans de Ella Fitzgerald no deben saber dónde colocar ya tantos discos en directo de su artista, porque lo cierto es que no escasean. Y sin embargo el que nos ocupa, del todo inédito, resulta harto especial por cuanto presenta un concierto en el Zardi’s Jazzland de Hollywood, el 2 de febrero de 1956, ofrecido unos días antes de que grabara su primer álbum para Verve. Registrado originalmente por Norman Granz para festejar el debut de Fitzgerald en su sello, los dos sets aquí reunidos pasarían finalmente a los archivos en beneficio de Ella Fitzgerald Sings The Cole Porter Song Book, primer disco en estudio de los dedicados a los cancioneros de los mejores autores norteamericanos… En aquel año de 1956, Ella Fitzgerald estaba a punto de cumplir los 40 y no era, desde luego, ninguna desconocida. Pero su paso de Decca a Verve la llevaría a conquistar un nivel aún mayor de popularidad. Aquí podemos escucharla pletórica, jubilosa y entusiasta. Su voz revela una fluidez exultante y un sentido del ritmo casi insuperable. E incluso cuando olvida alguna frase esta excelsa show woman domina la situación y se mete al público en el bolsillo. En cuanto al repertorio, hace suyas obras maestras de Duke Ellington (In A Mellow Tone), Cole Porter (My Heart Belongs To Daddy), Jerome Kern (A Fine Romance) y de los Gershwin (S'Wonderful, I've Got a Crush On You). El envoltorio instrumental de tanto arte vocal está suministrado, por lo demás, por el pianista Don Abney, el contrabajista Vernon Alley y el baterista Frank Capp, impecables acompañantes aun teniendo en cuenta que posteriormente Ella contaría con primeros espadas situados verdaderamente en otra dimensión. Por último, y para entrar en materia, resulta apasionante escuchar en los primeros segundos la presentación de Norman Granz al público californiano: « Para mí es la más grande: ¡Miss Ella Fitzgerald! » © MZ/Qobuz
23,49 €
16,49 €

Jazz vocal - Publicado el 10 de noviembre de 2017 | Decca (UMO)

Hi-Res
Estos discos suponen siempre, en cierta forma, una prueba de fuego. Más que de un peaje obligatorio se trata de una manera de medirse tanto con los artistas de antaño como con los contemporáneos. En el presente Standards, septuagésimo album en estudio, de título inmejorablemente descriptivo, Seal ataca ese Himalaya que son los grandes clásicos del jazz y del swing. Después de tres décadas de trayectoria el cantante británico ya no tiene gran cosa por demostrar en cuanto al nivel de esa voz suya, tan soul. Pero este bienvenido paréntesis de sabor retro proporciona también ocasión de comprobar que su timbre potente y sensual es capaz de brillar en cualquier repertorio. Grabado mayormente en los famosos estudios Capitol de Los Ángeles, en el mismo sitio en que Frank Sinatra, Dean Martin, Nat “King” Cole y tantos otros grabaron algunos de sus mejores discos, Standards ha contado con la colaboración de algunos de los músicos que acompañaron a esas grandes voces. De esta manera encontramos en los créditos los nombres del pianista Randy Waldman (Frank Sinatra, Paul Anka), del bajista Chuck Berghofer (Ella Fitzgerald, Ray Charles) o del baterista Greg Fields (Quincy Jones, Stevie Wonder), reunidos todos ellos con el loable objetivo de que Seal entregue notables versiones de Autumn Leaves, I Put A Spell On You, Love For Sale, My Funny Valentine, I've Got You Under My Skin, Smile, I'm Beginning To See The Light o Let It Snow, Let It Snow, Let It Snow. «Este es el álbum que siempre había deseado hacer, señala nuestro artista. Crecí escuchando música de la era del Rat Pack, y siempre soñé con tener oportunidad de grabar estas canciones intemporales. Trabajar con los músicos que acompañaron a Frank Sinatra y a muchos otros de mis artistas favoritos, en los mismos estudios donde flota aún esa magia, ha supuesto un auténtico honor. Estas sesiones de grabación se encuentran sin duda entre las más extraordinarias de toda mi carrera en estudio.» Nos lo creemos, por supuesto. © CM/Qobuz

El género

Jazz vocal en el Magazine