Categorías :

Los álbumes

CD8,49 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1987 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD8,49 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1987 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD8,49 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1965 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD8,49 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1992 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD9,99 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1995 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD9,99 €

Música sinfónica - Publicado el 1 de enero de 1995 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD9,99 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1999 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
HI-RES13,49 €
CD9,99 €

Música sinfónica - Publicado el 1 de enero de 2001 | Deutsche Grammophon (DG)

Hi-Res Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD9,99 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 2001 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD9,99 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1964 | Deutsche Grammophon (DG)

Premios Discoteca Ideal Qobuz
CD9,99 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 1998 | Deutsche Grammophon Classics

Premios Discoteca Ideal Qobuz
HI-RES17,49 €
CD12,49 €

Clásica - Publicado el 1 de enero de 2011 | Deutsche Grammophon (DG)

Hi-Res Premios Discoteca Ideal Qobuz - Hi-Res Audio
Poder cautivarnos con una obra tocada hasta la saciedad es el privilegio de unos poquísimos elegidos. Y es el caso de esta célebre versión de la Sinfonía del Nuevo Mundo de Antonín Dvořák que no ha envejecido ni un ápice. Grabada en 1959 en Berlín con un excelente sonido estereofónico, esta interpretación enfebrecida muestra también el milagro que puede crear un director invitado. En pocas sesiones de grabación, Ferenc Fricsay consigue de la Filarmónica de Berlín un sonido en las antípodas del mullido karajanesco. Todo aquí, excepto el Largo irresistiblemente onírico, es cortante como una cuchilla y seco como un latigazo, al estilo de la Filarmónica Checa. Es la magia de una orquesta capaz de adaptarse inmediatamente a la personalidad de un director (¡cuando sabe ser convincente!)